hogares de paso con bienestar

Ruta Animal

Hemos concluido la segunda fase de la Ruta Animal que, en esta oportunidad, estuvo destinada al enriquecimiento de hogares de paso de gatitos y perritos rescatados, ubicados en Bogotá.

Una vez más: ¡Gracias, generosos y generosas donantes de la Ruta Animal!

Como recordarán, la convocatoria pública estuvo abierta durante dos semanas. Los seleccionados fueron 16 hogares (el décimo séptimo apareció al final) que albergan, en su totalidad, a 431 perros y 207 gatos rescatados. Todos ellos, en busca de hogar. Los hogares beneficiados están ubicados en las siguientes localidades: San Cristóbal (2), Santa fe, Rafael Uribe, Ciudad Bolívar (4), Suba (2), Mártires, Usme (3), Chapinero, Kennedy, Fontibón.

El proceso de montaje y enriquecimiento duró aproximadamente un mes. En total, instalamos 9 repisas y entregamos 11 gimnasios (quedan 2 disponibles), 112 camas (4 de gato, 108 de perro), 51 cobijas, 52 platos, 9 areneros, más de 30 juguetes y 4 estibas plásticas.

El costo total del proyecto fue: $5.452.000, discriminado así:

Repisas (9), tornillos, charros y brocas: $780.000
Gimnasios (13) y transporte: $1.495.000
Camas (112) y cobijas (51): $2.374.000
Platos (52), areneros(9), palas y juguetes: $434.000
Juguetes (no plásticos): $32.000
Estibas plásticas (34): $34.000
Gasolina: $303.000

Además, esterilizamos a 15 gatitas, de una población de más de 70 gatos que malviven en el río de Honda (Tolima). El costo de esta labor fue: $420.000 

Así las cosas, dado que habíamos recaudado: $9.330.000 y gastamos: $5.872.000, el saldo es de $3.458.000. Con este recurso bajaremos bandera de la tercera fase de la Ruta Animal, que estará dedicada a esterilizar gatos y perros sin hogar en distintos municipios de Colombia. 

Es este enlace podrán ver las fotos y los videos de la preciosa Ruta Animal que, gracias a ustedes, acabamos de terminar.

Sea la oportunidad de agradecerles, nuevamente, por hacer de este mundo un lugar más compasivo y justo; por llevar se empatía más allá de nuestra propia especie, y por amar y respetar a los animales con tanta generosidad.

¡Feliz Navidad y Año Nuevo! ¡En el 2021 seguiremos trabajando, sin pausa, por los animales!